martes, 17 de marzo de 2015

FAO: Esta puede ser última generación en A.Latina que conviva con el hambre




La región podría erradicar la hambruna en diez años con planes firmados por entidades como la Celac.

América Latina y el Caribe tiene al alcance la posibilidad de erradicar el hambre en un plazo de diez años y acabar con un flagelo que afecta aún a 37 millones de personas en la región, según afirmó el director regional de la FAO, Raúl Benítez.

“Estoy convencido de que este puede ser la última generación de latinoamericanos y caribeñosque conviva con el problema del hambre”, dijo a Efe el representante de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

Una de las herramientas que tiene la región para luchar contra la desnutrición es el Plan para la Seguridad Alimentaria, Nutrición y Erradicación del Hambre 2025, aprobado en enero de 2015 durante la III Cumbre presidencial de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac).

La FAO coordinó la elaboración del plan, en el que también trabajó la Asociación Latinoamericana de Integración (Aladi) y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal).

Y el martes 10 de marzo empezó en Santiago de Chile una reunión de dos días en la queparticipan representantes de la Celac, la FAO, la Cepal y la Aladi para coordinar la implementación del programa.

El objetivo final del plan de acción es erradicar por completo el hambre a más tardar el 2025, una meta ambiciosa y exigente que, según la FAO, se puede alcanzar con la colaboración de todos.

“Es una meta ambiciosa pero posible de alcanzar. Si continuamos trabajando a este ritmo, deberíamos poder llegar al 2025 con una región libre de hambre”, sostuvo Benítez.

América Latina y el Caribe ya ha recorrido parte del camino, ya que es la única región del mundo que ha cumplido con el primero de los Objetivos de Desarrollo del Milenio, al reducir a menos de la mitad el número de personas malnutridas desde la década de los noventa al bienio 2012-2014.

“Estamos contentos pero inmediatamente sacamos la cuenta que el único número aceptable para nosotros es cero, que no haya hambre”, señaló el representante regional de la FAO, quien destacó el compromiso político como el factor determinante que ha permitido avanzar en la disminución de personas malnutridas.

“Además de la Celac, todos los países tienen programas de erradicación del hambre y subregionalmente también, en el Mercosur, Caricom o Unasur”, dijo Benítez.

“El mensaje que estamos dando es que se puede hacer, a pesar de las dificultades de América Latina y el Caribe, que es la región más desigual, podemos avanzar igualmente”, agregó. EFE



No hay comentarios:

Publicar un comentario