jueves, 17 de octubre de 2019

UN ESTUDIO REVELA QUE LOS HONGOS SACIAN MÁS QUE LA CARNE


Los hongos sacian más que la carne y satisfacen aún más. Así lo afirma un estudio científico que destaca uno de los muchos beneficios de una de las principales tendencias alimentarias del 2018.
 Los hongos sacian más que la carne y ganan cada vez más adeptos y popularidad, convirtiéndose en objeto de estudio e interés de profesionales y entusiastas del sector de food & beverage. Los números del mercado de alimentos son muy claros, y muesran un aumento significativo de su cultivo, acompañado de una mayor atención por parte de los medios de comunicación y un mayor conocimiento sobre su valor nutricional.

Cada vez más recomendados por expertos en alimentación y cada vez más presentes en las cocinas de restaurantes de todo el mundo, los hongos parecen tener otra gran ventaja a tener en cuenta: dan una sensación de saciedad mayor que la carne. Esto se confirma por un estudio de 2017, que compara los dos alimentos y ya parecía anticipar la reciente «champi-manía».

¿Son los champiñones la nueva carne?

El creciente redescubrimiento de los hongos se ha centrado en las características específicas de las muchas variedades comestibles, un uso más amplio en la cocina, el lanzamiento de nuevas recetas y nuevos productos en el mercado (acuérdate por ejemplo, del café con champiñones y toma nota de la línea de productos con la marca Quorn), hasta una reevaluación cuidadosa de sus propiedades beneficiosas.

Cada vez más recomendados como una alternativa vegetal a la carne, los hongos tienen la ventaja de tener un bajo contenido calórico y ser bajos en grasas saturadas, yodo y gluten. También son ricos en fibra, vitamina C y D y minerales, incluyendo fósforo y potasio, y se recomiendan para reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares, mejorar el metabolismo y el sistema inmunológico.

En resumen, comer hongos es bueno y puede ser un nuevo desafío en la cocina para hacer platos ligeros, saludables y apetitosos y, por qué no, aptos para vegetarianos y veganos. Lo importante es no abusar de ellos, para no incurrir en ningún efecto secundario que sea bueno saber de antemano.

Champiñones vs carne, ¿quién gana?

Un estudio científico de 2017 ha monitoreado y comparado, durante 10 días, la sensación de saciedad después del consumo de champiñones y de carne. Los 32 participantes dijeron que se sentían decididamente más saciados y satisfechos después de comer un plato de champiñones.

El motivo es simple, aunque algunas carnes contienen más proteínas que una porción equivalente de vegetales, las proteínas animales son comúnmente difíciles de digerir y pueden no ser completamente absorbidas por el cuerpo. Si a esto le añadimos que los hongos no contienen colesterol y grasas saturadas, las cuales aumentan el riesgo de ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares y que están presentes solo en la carne y los productos que provienen de granjas de cría, podemos darnos cuenta de lo importante que es introducir esta «carne vegetal» para conseguir una dieta sana y equilibrada.


No hay comentarios:

Publicar un comentario